lunes, mayo 09, 2005

Algún día por nuestro consumismo seremos piezas de museo.